ARVUM, SICAV

Política de Inversión
La Sociedad podrá invertir, ya sea de manera directa o indirecta a través de IICs, en activos de Renta Variable y de Renta Fija sin que exista predeterminación en cuanto a los porcentajes de inversión en cada clase de activo pudiendo estar la totalidad de su patrimonio invertido en Renta Fija o en Renta Variable. Dentro de la Renta Fija, además de los valores, se incluyen depósitos a la vista o con vencimiento inferior a un año en Entidades de Crédito de la UE o que cumplan la normativa específica de solvencia e instrumentos del mercado monetario no cotizados, que sean líquidos. La Sicav podrá invertir entre un 0% y 10% de su patrimonio en IIC financieras que sean activo apto, armonizadas o no, pertenecientes o no al Grupo de la sociedad gestora. Perfil de riesgo de la sociedad y del inversor: 7, en una escala del 1 al 7.
Perfil Riesgo
7
E. Depositaria
Banco Inversis, S.A
Valor Liquidativo
6,3864 (10/05/2021)
ISIN
ES0157931033
Valor Liquidativo
6,3864€

(10/05/2021)

Perfil Riesgo: 7/7

*Rentabilidad años naturales (del 1 de enero al 31 de diciembre).

Aviso legal: Se encuentra a disposición de los usuarios de la Web un informe completo para cada SICAV en el que podrá encontrar, entre otras, información respecto a rentabilidades históricas obtenidas con anterioridad a un cambio sustancial de la política de inversión de la IIC, series de rentabilidades históricas anualizadas, detalle de los riesgos asociados a la inversión en IIC, .... La información contenida en la Web no constituye ni una oferta de productos y servicios, ni una recomendación u oferta de compra o de venta de valores ni de ningún otro producto de inversión, ni un elemento contractual. Tampoco supone asesoramiento legal, fiscal, ni de otra clase y su contenido no debe servir al usuario para tomar decisiones o realizar inversiones. No pretende inducir al usuario a operaciones inadecuadas mediante la puesta a su disposición de servicios o accesos a operaciones y mercados que no responden a su perfil de riesgo. Las rentabilidades pasadas no garantizan en modo alguno los resultados futuros.